UPCN Digital
Politicas gremiales

Postura de UPCN ante el teletrabajo

 06/07/2020   289

En medio de la pandemia, el teletrabajo es una modalidad que se ha vuelto frecuente para lxs trabajadores cuya actividad laboral no requiera de su presencia física, pero esta situación excepcional acarrea varios problemas si se convierte en habitual. 

EL TELETRABAJO ALTERA LA ORGANIZACIÓN COLECTIVA Y PUEDE GENERAR PRECARIZACIÓN Y FLEXIBILIZACIÓN LABORAL. 

Esta modalidad podría vulnerar derechos laborales adquiridos y genera el peligro de consolidar inequidades, flexibilización y precarización laboral, tercerización de servicios, etcétera. 

EL TELETRABAJO PODRÍA GENERAR DESIGUALDAD

No todxs pueden acceder a la formación digital o tener computadoras o acceso a internet en sus hogares. Ese repentino cambio en las condiciones de empleo encuentra a muchxs compañerxs sin las posibilidades para afrontar el trabajo a distancia.

EL TELETRABAJO PODRÍA GENERAR HIPERCONECTIVIDAD 

La duración de la jornada laboral también es uno de los cambios trascendentales que se advierten. Lxs trabajadores están disponibles todo el tiempo, híperconectados. La frontera entre la vida laboral y la personal se desdibuja. 

EL TELETRABAJO PODRÍA GENERAR RIESGOS PARA LA SALUD

Lxs trabajadores están expuestos a nuevos riesgos para la salud, como el tecnoestrés y la infobesidad. El primero es provocado por la adopción masiva y repentina de las tecnologías. La segunda, es provocada por la sobrecarga de información a la que están expuestos. 

CONCLUSIÓN

Por todo lo analizado, sostenemos que esta nueva modalidad de trabajo conlleva muchos aspectos para tener en cuenta a la hora de garantizar los derechos laborales. También creemos que, por las consecuencias negativas que su uso apremiante nos está trayendo, se hace necesario establecer un marco normativo, que regule su uso y aplicación.

Las Organizaciones Sindicales debemos debatir y analizar a través de la negociación colectiva, en los respectivos convenios colectivos de trabajo. Es necesario regular paritariamente esas prácticas. 

Sostenemos que el hecho de que lxs trabajadores permanezcan trabajando todos los días desde su casa es sumamente perjudicial, conlleva serias dificultades y riesgos, rompe el contrato colectivo y diluye la relación laboral del vínculo, lo que promueve asimismo una peligrosa forma de individualismo que distorsiona las relaciones laborales. Sostener esas relaciones, recrearlas e incluso potenciarlas es nuestra tarea.

Por lo tanto, hasta que se logre alcanzar un acuerdo paritario, continuamos trabajando con nuestro mayor empeño para poder sobrellevar de la manera más digna esta situación apremiante, pero eso no implica de ningún modo nuestra aceptación ni condescendencia respecto de ningún tipo de intento para hacer de esta pandemia un motivo de flexibilización o recorte de nuestros derechos laborales. Por el contrario, esperamos que esta crisis generada por la pandemia nos lleve a fortalecer los cimientos de una sociedad más justa, solidaria e igualitaria, siempre en alto, como premisa y horizonte, la divisa que nos legó Perón: “El movimiento obrero organizado es el único defensor de los intereses permanentes de la Patria”.


UPCN Copyrights © 2018 Todos los derechos reservados.